Super Lovers, ¿indecente ternura?

Imagen promocional de Super loversTítulo original: Super Lovers

Autor original: Miyuki Abe

Director: Shinji Ishihira

Género: shonen ai

Capítulos: 10

Fecha de estreno: abril 2016 (finalizada)

Estudio: Studio DEEN

Seiyuus: Tomoaki Maeno; Junko Minagawa; Yoshitsugu Matsuoka; Takuma Terashima.


Las amantes del yaoi y el shonen ai estuvimos de enhorabuena en la temporada de anime de la primavera 2016: y es que se estrenaba un nuevo anime del género, con un diseño espectacular y una historia de amor escabrosa, como las que nos gustan a las más fujoshis. Si no eres fan del yaoi, te aconsejo encarecidamente que huyas de esta reseña, a menos que quieras maldecir la depravada mentalidad de los mangakas japoneses.

Dicho esto, bienvenid@ a Super Lovers.

 

Enamorado de mi hermano adoptivo

Sí, lo que acabáis de ver en el tráiler es pederastia e incesto, pero teñida de tonos pastel y con toques de humor, que esto es anime. Estos traumáticos elementos son el pan de cada día en el yaoi, pero raramente suelen darse juntos. Si te has echado las manos a la cabeza, todavía estás a tiempo de cerrar la reseña (tenemos otras muchas en Kulturetas).

Super Lovers cuenta la historia de Haru y Ren, quienes por azares del destino (y familias respectivamente raras) terminan siendo hermanos adoptivos. Junto a los otros dos hermanos de Haru, comenzarán a vivir juntos en Japón. Y, como el roce hace el cariño, Haru y Ren desarrollarán sentimientos el uno por el otro más allá de la fraternidad.

El anime se centra, pues, en los dilemas mentales de ambos en torno a su relación, puesto que “somos hermanos”, “es solo un niño” y, clásico cliché yaoi, “los dos somos hombres”. Todo ello aderezado con un entorno familiar de los de psiquiátrico que acepta el acoso sexual a menores como actividad regular, muchos colores y un perrito mono (por eso de que no vayamos a pensar que los japos son unos indecentes). En resumen, nada atípico del yaoi.

 

Un argumento desaprovechado

El yaoi (y su variante light, el shonen ai) no son géneros de grandes argumentos, lo cual siempre me ha parecido un error por parte de los mangakas, pues la ñoñería y la carga erótica no están reñidas con el drama. Y es que la historia de un adolescente socialmente inadaptado que empieza a sentir algo por su hermano adoptivo mayor (el cual cree que es el único que lo entiende), se vendería más que Cincuenta sombras de Grey, de haberle dado la profundidad adecuada a los personajes. Todos los conflictos se pasan por encima y se solucionan con tres minutos de diálogo, lo que resta fuerza al argumento de Super Lovers.

Como el yaoi es lo que es, sacrifican las buenas historias a favor del humor, el diseño colorido y la superficialidad del contenido, para que sea fácilmente digerible, y Super Lovers no se aparta de este esquema. Aunque nos queda ver lo que ocurre en la segunda temporada (pues el final de esta primera ha quedado abierto), lo más seguro es que sigan en la misma línea de anime superficial y ñoño.

El argumento de super lovers

Pues a mí, con esto me vale. Fuente: captura de pantalla.

Pero no te engañes, se trata de una serie la mar de entretenida y con un humor efectivo. Nunca te cansarás de ver qué nuevos devaneos se traen entre manos este par de hermanos.

 

Espectacular diseño

Si por algo se caracterizan los yaoi, es por dibujar unos hombres capaces de derretir el cerebro a las féminas. El diseño de Super Lovers es de lo mejorcito del yaoi, con personajes muy estéticos, atractivos y coloridos. Y, lo que más sorprende, es que hasta los escenarios son de calidad, aspecto que este género suele descuidar más.

En cuanto a la banda sonora, sigue las líneas del yaoi, con sonidos festivos y alegres.

 

Un shonen ai para las más fujoshis

Super Lovers, en definitiva, se queda como un shonen ai más, que pasa sin pena ni gloria, tierno y fácilmente digerible. Un anime que solo gustará a los más fans del género, aquellos que ya ignoramos los elementos traumatizantes y vemos el yaoi con una mente abierta y nada (pero que nada) prejuiciosa.

Desde luego, Super Lovers no es un anime que aconsejaría para los que se quieran iniciar en el género.

Y, para aquellos que se quedaron decepcionados con su final, recordaros que la segunda temporada se estrenará en enero de 2017. No nos queda casi nah. Aguantemos, fujoshis.

Comparte si te gustóTweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+

Nací en la Tierra (desgraciadamente), pero tengo corazón idhunita y alma hyliana. Fan absoluta del género fantástico en todas sus vertientes, friki del anime, nintendera hasta la médula, darks y adoradora del metal. Si no sabes diferenciar entre un unicornio y un pegaso, mejor no te dirijas a mí.