The Big Bang Theory (análisis 8ª temporada)

Promo de The Big Bang Theory. Fuente: Facebook Oficial.

Promo de The Big Bang Theory. Fuente: Facebook Oficial.

FICHA TÉCNICA

Título original: The Big Bang Theory

País: Estados Unidos

Año: 2007

Género: Sitcom

Duración: 24 capítulos

Reparto: Jim Parsons (Sheldon Cooper); Johny Galecki (Leonard); Kaley Cuoco (Penny); Simon Helberg (Howard); Kunal Nayar (Rajesh); Mayim Bialik (Amy); Melissa Rauch (Bernadette).


La semana pasada terminó la octava temporada de una de mis series favoritas, The Big Bang Theory, una de las grandes ficciones de la CBS, la cual no creo que necesite presentación. Así que veamos qué les ha deparado el destino a los frikis más venerados de la tv.

Advertencia: este artículo contiene spoilers de la séptima y octava temporadas de The Big Bang Theory.

 

Promesa de grandes cambios

Como recordarás, la séptima temporada había finalizado con un montón de cambios en la vida de sus protagonistas: Rajesh por fin había encontrado novia, Emily; Penny y Leonard formalizaron su compromiso y se trasladaban a vivir juntos; y Sheldon tuvo que abandonar la Teoría de Cuerdas y cambiar de especialidad en su trabajo. Todo esto fue demasiado para él, decidiendo dejarlo todo y embarcándose en un viaje en tren para decidir qué hacer con su vida.

Por lo tanto, la octava temporada prometía una gran evolución de los personajes y sus situaciones. De hecho, cuando vi aparecer a Sheldon Cooper corriendo en calzoncillos en una estación de tren, aparte de reírme mucho, creí que las promesas habían sido cumplidas. Nada podía arruinarme ese gran primer capítulo… excepto la realidad.

Sheldon en calzoncillos o la mejor manera de empezar la 8ª temporada de TBBT. Fuente: www.cbs.com/shows/big_bang_theory.

Sheldon en calzoncillos o la mejor manera de empezar la 8ª temporada de TBBT. Fuente: www.cbs.com/shows/big_bang_theory.

 

Temporada estática

Tan solo tres semanas después de su inesperado viaje, Sheldon regresa a casa con su trauma ya superado. Penny y Leonard deciden retrasar el irse a vivir juntos para no desestabilizar a su amigo… y absolutamente todo sigue como estaba antes (salvo el chocante corte de pelo de Penny, claro).

A grandes rasgos, se nos presenta una temporada con muy poca evolución en la trama, y un estancamiento en la relación de todas las parejas principales (excepto la de Amy y Sheldon). La novedad que podía aportar el personaje de Emily se desaprovecha totalmente y Stuart sigue pululando por ahí sin más cosa que hacer que dar pena.

Si bien tiene grandes capítulos de esos que te recuerdan a los mejores momentos de The Big Bang Theory, otros son bastante insípidos. A su vez, se hace una intentona de incluir algo más de emotividad y dramatismo, de “seriedad”, introduciendo escenas de más carga dramática, como la muerte de la señora Wolowitz.

 

Cosa de parejas

Penny y Leonard disfrutan de una relación cómplice y sólida en esta octava temporada. Fuente: cbs.com/shows/big_bang_theory.

Penny y Leonard disfrutan de una relación cómplice y sólida en esta octava temporada. Fuente: cbs.com/shows/big_bang_theory.

Una de las razones por las que The Big Bang Theory ha sido muy criticada es por abandonar su primer planteamiento, el del grupo de nerds antisociales tratando de llamar la atención de la vecina buenorra, para transformarse en una comedia de amistad y parejas. Yo no soy de las que se unen a esta crítica. Después de todo, la trama de todos detrás de Penny no podía prolongarse hasta el infinito; las series tienen que evolucionar y The Big Bang Theory se ha orientado hacia un público más generalizado, aunque sigue conservando su esencia.

Esta serie ha tenido unos momentazos de pareja desternillantes y alucinantes en todos los sentidos. Sin embargo, en esta octava temporada apenas los hemos visto. Penny y Leonard están en una época de felicidad que da muy poco juego, exceptuando algunas escenas cómplices como la de la toga de graduado sexy o la de la pintura corporal. Ni se van a vivir juntos ni hacen absolutamente ningún plan de boda hasta el último capítulo, por lo que están bastante estancados.

Casi lo mismo ocurre con Howard y Bernadette. Llevan demasiado tiempo juntos y la escena de Bernnie riñendo a Wolowitz por gastarse el dinero en frikadas ya está muy vista. En esta temporada, además de repetir la misma broma, Bernnie se está convirtiendo en la madre de Howard, una mujer agresiva, gruñona y un tanto aguafiestas. Da la impresión que los guionistas no saben muy bien a dónde llevar una relación que parece estar agotada, y que no remonta tampoco con la patética presencia de Stuart en sus vidas.

Quienes habían podido aportar cierta novedad, por su reciente relación, eran Emily y Rajesh. Una dermatóloga con gustos un tanto siniestros y el inocente Rajesh prometían muchos momentazos, pero Emily va y viene sin integrarse en el grupo ni tener ningún protagonismo, lo contrario que hicieron con las parejas del resto del grupo. ¿Por qué puñetas se discrimina tanto a Rajesh en esta serie? Especialmente cuando ha sido uno de los grandes personajes de la temporada.

Emily y Rajesh, aun siendo la gran novedad de la temporada, son desaprovechados como pareja. Fuente: cbs.com/shows/big_bang_theory/photos.

Emily y Rajesh, aun siendo la gran novedad de la temporada, son desaprovechados como pareja. Fuente: cbs.com/shows/big_bang_theory/photos.

 

La única pareja con salsa es Shelmy. Su relación evoluciona a pasos agigantados, sobre todo por parte de Sheldon, y nos regalan momentos muy bonitos: su primer “te quiero”, su decisión de adoptar a una tortuga juntos, su inscripción conjunta en un programa para colonizar Marte… Pareciera que al final la infinita paciencia de Amy con Sheldon tiene su recompensa. Y me encantó ese último giro en el que ella se harta de todo y rompe su relación justo cuando Sheldon quiere pedirle matrimonio. No podían haber acabado la temporada mejor.

Sheldon y Amy son los reyes de esta temporada y los únicos que van algo hacia adelante. Fuente: cbs.com/shows/big_bang_theory/photos.

Sheldon y Amy son los reyes de esta temporada y los únicos que van algo hacia adelante. Fuente: cbs.com/shows/big_bang_theory/photos.

 

¿Regresando a los inicios?

Pero no todas las tramas se suceden en pareja. Los guionistas han querido devolver un poco su esencia friki a The Big Bang Theory, porque esta temporada nos deja grandes momentos de los chicos y las chicas solos. Sobre todo se ve una evolución en la relación de Sheldon y Leonard. Estos dos no solo traen algunas de las mejores tramas de la temporada, como el capítulo del Rancho Skywalker o el de la operación de Leonard, sino que se les ve trabajando (y teniendo éxito) juntos, algo que no había pasado hasta ahora.

Tampoco falta la complicidad del grupo, en especial la que tienen Howard y Rajesh; se nota el buen rollo entre Helberg y Nayar. Es el grupo el que nos trae los momentos más tronchantes de esta temporada, incluyendo el duelo a muerte en el ping pong, la paloma en el laboratorio o el fanfic erótico que Amy escribe de La Casa de la Pradera (momento más mítico de la temporada); que le dan la esencia friki que hace de The Big Bang Theory mi sitcom favorita.

 

cbs.com/shows/big_bang_theory/photos.

El fanfic de La Casa de la pradera ha sido el momento más mítico de la serie desde que Sheldon y Amy se acostaron juntos en un juego de rol. Fuente:

Adiós, señora Wolowitz

Carol Ann Susi, la actriz que daba vida a la señora Wolowitz. Fuente: http://www.cbs.com/shows/big_bang_theory/news.

Carol Ann Susi, la actriz que daba vida a la señora Wolowitz. Fuente: http://www.cbs.com/shows/big_bang_theory/news.

La octava temporada será también recordada como la de la muerte de la señora Wolowitz, un personaje al que, sin aparecer ni una sola vez, los fans teníamos mucho cariño. Quizá no sepas que su desaparición de la serie se debe al fallecimiento de la actriz que le ponía voz, Carol Ann Susi. El equipo le hizo un sentido homenaje en un par de capítulos, los únicos en los que consiguieron que el drama funcionase bien en The Big Bang Theory, quizás debido a que la tristeza era real.

 

 

Temporada de altibajos

En conclusión, la octava temporada de The Big Bang Theory ha estado plagada de altibajos. A los geniales gags y frikadas se unen subtramas con muy poca gracia. La trama apenas avanza, y exceptuando a Amy, Penny y Sheldon, los personajes tampoco. Emily y Stuart no terminan de cuajar, y aunque el final de temporada ha sido muy interesante, da la impresión de que en la novena las cosas no cambiarán mucho: Penny y Leonard regresarán de Las Vegas solteros, Bernadette continuará haciendo de madre de Stuart y Howard y Rajesh, que quería cortar con Emily, seguirá con ella. Habrá que poner nuestras esperanzas en Sheldon y Amy, que continuarán acaparando el protagonismo.

Leyendo hasta aquí puedes pensar que valoro a The Big Bang Theory negativamente, y nada más lejos de la realidad: me encanta esta serie. Disfruto como una enana con cada capítulo, pues la mediocridad de esta sitcom es equiparable a los mejores momentos de muchas otras; The Big Bang Theory sigue consiguiendo que me ría a carcajadas. Pero ha tenido tiempos mejores. Por eso debo mostrarme crítica, pues espero, como cualquier otro fan, esa gran remontada que vuelva a traerme a la The Big Bang Theory de antes, con la que me tronchaba en cada broma. Todavía quedan dos temporadas, y la esperanza es lo último que se pierde.

Comparte si te gustóTweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+

Nací en la Tierra (desgraciadamente), pero tengo corazón idhunita y alma hyliana. Fan absoluta del género fantástico en todas sus vertientes, friki del anime, nintendera hasta la médula, darks y adoradora del metal. Si no sabes diferenciar entre un unicornio y un pegaso, mejor no te dirijas a mí.